Saltear al contenido principal
Menú
Acupresión Y Ansiedad Generalizada

Acupresión y Ansiedad generalizada

Ansiedad generalizada, un mal de nuestro tiempo.

Parece claro que durante décadas, ni tan siquiera la medicina tradicional, le ha tomado el peso al trastorno de ansiedad generalizada (TAG) o lo que comúnmente lo llamamos ansiedad.
Las enfermedades del “alma” como se conoce al resultado en el ser humano de una sociedad basada en la acumulación, la depredación y el aislamiento (a pesar de la híperconectividad), se caracterizan por dejar mucho espacio a la fantasía.

1.- Ansiedad y personas débiles…

De forma muy errónea, se piensa que las personas que conviven con la ansiedad son frágiles o débiles de carácter. ¡¡Muy por el contrario!! Es específicamente la fortaleza, la contención sostenida, la asunción de múltiples responsabilidades, la que deriva en cuadros de ansiedad.

2.- Todo el mundo tiene ansiedad…

Ufff… sigue resultando complejo desterrar este gran mito, ni todo el mundo tiene ansiedad ni este, es un tema baladí. No debemos ignorar sus síntomas fisiológicos ya que en ellos, se esconde el secreto de nuestra salud física y mental.

3.- La ansiedad, una enfermedad de los “adultos”…

Absolutamente falso, vamos, no nos engañemos, nuestros niños tienen ansiedad, tristeza, estrés, miedos, penas… lo que sucede es que estamos demasiado ocupados para ocuparnos… la ansiedad es inherente al ser humano y sus manifestaciones (adultas o infantiles) no dejan lugar a dudas.

4.- Infancia triste. Noooo…

Otra vez no, si que es cierto que pasar una infancia compleja determina casi todo en tu vida pero, qué sucede con nuestro poder para cambiar las cosas, qué pasa con el libre albedrío, dónde queda nuestra capacidad de elección. Ok, un padre maltratador, una madre psicológicamente tóxica y abusadora, pueden determinar muchas cosas pero llega un momento en el que hay que soltar esa historia (que no es la tuya) y seguir construyendo tu hoja de ruta.

5.- Aléjate de lo que te asusta. ¡¡¡Error!!!

Los seres humanos tendemos a huir de lo que nos complica, sin embargo, ello sólo deriva en ir acumulando limitaciones que van agravando nuestro cuadro de ansiedad. Eres un adulto, toma el control de tus emociones, lo que no te gusta hacer… focalízate, hazlo, supéralo y sigue.

6.-La ansiedad generalizada no es un trastorno que desaparezca por sí mismo. ¡¡¡Cierto!!!

Pero podemos controlar los episodios que nos causan descontrol:

• Tomando conciencia y aceptando
• Poniendo en marcha técnicas de meditación, yoga
• Utilizando la Acupresión para el tratamiento de los síntomas físicos asociados ( mareos, náuseas, vómitos, vértigo, insomnio, etc)
• Alimentándonos de forma equilibrada y sana
• Soltando lastre y pensando en positivo
• Apoyándonos con terapias alternativas

Es indispensable entender que las manifestaciones físicas de las crisis de ansiedad, que persisten en el tiempo, se incorporan como respuestas de tu cuerpo frente a estímulos y eso… si que es necesario erradicarlo.

Escucha a tu cuerpo, te está hablando constantemente.

¿Tienes trastorno de ansiedad generalizada? ¿Cómo te ayuda la acupresión?

Las bandas Sea-Band te ayudan a eliminar los síntomas fisiológicos:

• Náuseas
• Mareos
• Vómitos
• Vértigo
• Sensación de desmayo
• Malestar general

Al reducir los síntomas anteriores el cuerpo tiende a volver a la normalidad, por lo que también ayuda a reducir otros síntomas:

• Taquicardia
• Insomnio
• Distensión abdominal

Funcionan por Acupresión en el punto P6 o Neiguan que regula cómo las emociones influyen en la salud.

• No tienen efectos secundarios ni contraindicaciones
• No son desechables
• Se pueden lavar
• Están certificadas por la FDA

Son una solución de salud natural para toda la familia.

¿Ya tienes tus Sea-Band? ¡Las originales!

ansiedad generalizada sea-band

¿Quieres saber más? Te esperamos en:

Facebook
Instagram
Twitter
Linkedin
Google +
Pinterest
Web

 

Comentarios

Volver arriba